¿Crees en tus propios sueños?

Crees-en-tus-sueñosEn este mundo de prisas, de crisis económica, de ajustarse a lo imprescindible para ir tirando, muchas personas han renunciado a sus sueños, creyendo que son imposibles o incluso que en un momento como el actual, está mal perder el tiempo creando castillos en el aire.

Y además, ¿Acaso no es algo frívolo el desear hacer lo que te gusta en este momento? ¿qué importancia pueden tener tus sueños?

Si tú también crees que aquello que te gusta no tiene importancia, que más vale conformarse con lo que tienes y no aspirar a nada más, sigue leyendo porque voy a contarte un secreto que probablemente revolucionará tu forma de ver el mundo.

Somos únicos y especiales, cada uno de nosotros. La naturaleza te diseñó para que se te dieran bien cierto tipo de cosas. Puede que aún no sepas cuales son, pero la naturaleza tiene una forma concreta de darte pistas sobre quien tú eres y cuales son tus dones y talentos particulares.

Y ahí está el secreto: “Aquello que amas es aquello para lo que tienes talento” (por lo tanto, te hace feliz y es lo que has venido a hacer a esta vida)

Esta idea la escuché por primera vez de Barbara Sher, la autora de “Wishcraft” y “Refuse to choose” y fue una auténtica bocanada de aire fresco.

Sher explica que la genialidad particular que cada uno de nosotros tiene, está codificada en nuestro ADN. La razón por la que a los caballos les gusta correr es porque son buenos haciendo eso. Y siempre que la naturaleza quiere empujarte a hacer algo, hace que sea muy placentero para ti.

En tiempos remotos, el ser humano vivía en tribus. En ellas había personas a las que se les daba mejor cazar, a otras cultivar, a otras enseñar, a otras mirar las estrellas y predecir los cambios en el clima ¿Acaso crees que era una tontería hacer aquello que se les daba mejor? Podía suponer la diferencia entre la supervivencia y la muerte de toda la tribu.

No creas que eso ya no tiene relevancia en nuestra sociedad de hoy en día ¿imaginas lo bueno que sería ahora tener cerca a alguien que se sintiera apasionado por crear prosperidad y riqueza para todos?¿qué tuviera un don especial para solucionar las crisis económicas? ¡Todos nos beneficiaríamos de ello!

Siento ser tan directa pero, tú tienes una serie de dones y talentos particulares y si no los utilizas…nos estás privando a todos de tu genialidad.

Puede que alguna vez hayas pensado –o te han hecho pensar- que ir a por lo que a ti te gusta es un gesto muy egoísta. En absoluto. Date cuenta de que lo verdaderamente egoísta es dejar tu talento sin usar y privarnos a todos de aquello que sabes hacer mejor que nadie.

Además, si no haces aquello para lo cual tienes un don, nunca serás completamente feliz.Te sentirás triste, deprimid@ y no sabrás exactamente porque. Volviendo al ejemplo del caballo, sería como si le cuidaran en el mejor establo, le dieran la mejor comida, le cepillaran cada día y durmiera sobre la paja más blandita, pero al que nunca le dejaran salir del establo. Sin saber porqué el caballo no se sentirá nunca completamente feliz.
Pero si un día le dejan en libertad para correr por el campo, el caballo correrá por el puro placer y por la alegría de hacerlo, porque está en su naturaleza.

Al igual que el caballo del ejemplo, tú necesitas hacer lo que amas para poder ser feliz. Puedes verme a mi, que me encanta aprender cosas nuevas, escuchar música, pasear por la naturaleza. Me fascina el funcionamiento de la mente, averiguar cómo somos las personas y de qué somos capaces. Y claro, necesito tener todas estas cosas en mi vida para ser feliz. 🙂

También adoro compartir con otros lo que he aprendido, por eso he hecho de ello mi profesión.  Si no siguiera mi curiosidad y me dejara llevar por mis ganas de enseñar lo que voy aprendiendo, nunca podría ayudar a otras personas a encontrar su camino en la vida.

PONTE EN ACCIÓN
Aquí tienes unas preguntas para empezar a explorar qué es lo que te hace feliz de verdad y averiguar cual es el sueño que guarda tu corazón:

    • ¿Qué me gusta hacer tanto que pierdo la sensación de que el tiempo pasa?
    • ¿Qué cosas me hacen pararme cuando voy por la calle?
    • ¿Qué temas me interesan más que nada en el mundo? (por cierto, no tiene por qué ser una sola cosa. De hecho, lo más probable es que sean varias.)
    • ¿Qué harías si supieras que no puedes fracasar?
    • ¿A que te dedicarías si no fuese a enterarse nadie y sólo dependiera de ti?
    • Si no tuvieras ninguna limitación de tiempo y dinero ¿a qué te dedicarías?

 

Respondiendo estas preguntas ya tendrás algunas ideas sobre qué es lo que te gusta. El siguiente paso a dar es incluirlas de forma regular en tu vida.

Si quieres ser feliz haciendo lo que amas pero no sabes por dónde empezar o te parece imposible conseguirlo, te invito a conocer mi próximo taller online: «Claridad en tu Camino» que va a empezar en pocas semanas.

Ponte en contacto conmigo aquí y te enviaré todos los detalles de este taller, sin ningún compromiso por tu parte.

Recuerda, cuando haces lo que te gusta, también le das permiso a los demás para creer en sus propios sueños.
Namaste
Charo

Un pensamiento en “¿Crees en tus propios sueños?

  1. Exelente! Sobre todo…

    -¿Qué me gusta hacer tanto que pierdo la sensación de que el tiempo pasa?
    -¿Qué harías si supieras que no puedes fracasar?
    -Si no tuvieras ninguna limitación de tiempo y dinero ¿a qué te dedicarías?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *